miércoles, 6 de octubre de 2010

Aguafuertes

Ni sudor ni lágrimas. Es el océano que en ella se derrama. Su nombre es Marina.


Grabaron sus nombres sobre la playa. El mar no quiso borrarlos y se alejó.


Con la mirada puesta en el horizonte, el mar se lo tragó. Desde aquel día, las olas repiten el eco de su nombre.


Lo espera hace años. Por las tardes, adentra un bote en el mar. Rodeada de olas, evoca el abrazo de su amado.


Su recuerdo está hecho de mar. Con sal, alimenta la esperanza de ver otra vez su barca en el puerto.


En sus lágrimas por él, ella guarda la sal de todos los mares.




© José Alberto López (2009), Peces Colores, tela pintada en:
http://josealbertolopez.blogspot.com/2009/06/blog-post_8639.html

5 comentarios:

Clarice Baricco dijo...

Muy lindo y sentido.

Abrazos.

Graciela

Pd. Siempre te leo en twitter, así que "no hablas sola, ni eres invisible".
Allá disfruto de tus cuentitos.

el7palabras dijo...

Señorita de las palabras aladas: me produce una envidia terrible y una admiración más grande su vocación para la escritura. Pero además, lo que me hace chillar, es que lo hace fabuloso.
Sea un cuentuito, un escritillo, o una pincelada, usté no desperdicia palabras.
Ash, qué envidia, pero qué gozo leerla.

Un beso alado.

Paloma Zubieta López dijo...

Clarice querida: gracias a tus pistas, logré atar los cabos sueltos (mi cabeza es un tanto volátil) y entendí que tú eres tú aquí y allá... pido una disculpa por no haberme dado cuenta antes. Lo de hablar sola era para un grupo selecto de personajes que por supuesto, no la incluían a Ud. La lectura es mutua, que le quede claro, y además, sabrosamente acompañada. Me encanta que hayas dejado huella de tu paso por aquí, un besote.

Don Siete de mi alma: no entiendo cómo alguien que ha desarrollado tan bien su capacidad para parecer siete a la vez y darles por la escritura voces distintas me tiene envidia ;o) El gozo es compartido y la alegría, inmensa de tenerle acá presente. Caballero, beso a usted la mano, suya de usté y le agradezco el ramo de flores, 2010 chanchibesos *con ash de puro gusto*.

Máximo Ballester dijo...

Unas delicias en grajeas, Palomita. Gracias.
Van besos.

Paloma Zubieta López dijo...

Máximo: cosas del tuiter... ;o) A falta de tiempo, la escritura se rebela y he pactado con ella una versión corta. Más besos para allá, con dejos de brisa y arena.